Desde hace dos años elijo a fin de año una palabra que me sirve como bandera y me acompaña durante los 12 meses del año. Yo le llamo «Mi palabra personal». ¿De qué se trata? Te lo explico a continuación.

Hay que seleccionar una palabra que nos sirva de hilo conductor para que nos acompañe durante el año y que de alguna manera contribuya a algún tipo de transformación en nuestras vidas. 

Mantener de forma consciente esa palabra durante el año, me ayuda a dar dirección a mis acciones del día a día, es decir, a vivir con intención. No lo he inventado yo ni cosa que se parezca, retomo ideas que reconocidas scraperas como Ali Edward, en Estados Unidos o Elena Roche, en España que la utilizan cada año. Aunque según he investigado, esta idea surgió de un pastor de una iglesia en ese país del norte cuando un día lo propuso a su comunidad religiosa hace muchos años.  

Sabemos que la palabra tiene mucho poder en nuestra mente y en nuestros actos. Una palabra puede transformar lo que pensamos y lo que sentimos. De ahí que es importante seleccionar la que vaya bien con nosotros y con nuestros propósitos. La elección resulta una tarea interesante y tomando en cuenta la riqueza de nuestro idioma, hay mucho donde elegir y es ahí donde se nos complica el tema. 

La selección de la palabra del año o tu palabra personal no es algo que se haga al azar y luego fin de la historia. Esta palabra nos tiene que hablar, motivar e inspirar. Cuando la encuentras, te hace clic con solo leerla o escucharla.  

Aquí te comparto mis dos palabras que me han acompañado en esta década: 

  • 2020: Serenidad.
  • 2021: Focus o atención.

¿Cómo elegir tu palabra del año?

Lo ideal es comenzar con este ejercicio en diciembre, justo antes de comenzar el nuevo año porque viene a ser como un soplo de aire fresco para impulsar nuestro año y una nueva manera de crecer y enfocar nuestras acciones. 

Aquí te propongo tres pasos para dar con esa palabra personal 2022. Toma buena nota:

Paso 1:

Comienza con tu reflexión personal. Esta introspección nos ayuda a saber hacia donde queremos enfocar nuestro futuro próximo. Para ello, siéntate en un lugar tranquilo y toma papel y lápiz y haz una lista de palabras que te gustan, que te motivan o que simplemente llegan a tu mente porque sí. Al terminar esa lista, déjala descansar un tiempo y luego vuelve a ella y elimina palabras.

Paso 2:

La palabra que elijas debe sumar a tu vida y responder a preguntas como, ¿qué esperas hacer en cuanto a proyectos, cambios de vida, estudios, trabajo, etc.? ¿hay algo en particular que debes prestar atención? Un buen punto de partida es echar la vista atrás y analizar cómo nos fue el año anterior, qué errores cometimos o en qué nos equivocamos. Si las cosas nos salieron bien, entonces pensar en qué podemos mejorar. Muchas personas relacionan la palabra del año con alguna frase o versículo religioso a modo de inspiración y visualización. De momento yo solo selecciono mi palabra. 

Paso 3:

Sabrás que es tu palabra del año cuando sientas que te ayuda en tus propósitos de año o que es lo que quieres hacer a futuro. Cuando eso suceda, aprópiate de ella, busca información, incluso libros en los que esta palabra destaque y ponla en un lugar visible, puede ser un cuadro con un bonito diseño en lettering o estilo scrapbooking, escribiéndola en tu pizarra o en tu agenda 2022.

De verdad te digo que funciona. En momentos cruciales del 2021, mi palabra, «Focus», vino a mi mente infinidad de veces. Cuando pensaba en hacer algo nuevo, reflexionaba y me decía, esto suma o me desvía de mis propósitos… Si mis acciones iban cambiando la dirección de esos propósitos, volvía sobre mis pasos.

Esa palabra tenía un efecto en mí, como cuando los habilidosos vaqueros del medio oeste tiraban la cuerda para atraer al caballo.

Este año y con dolor en el alma, tuve que rechazar interesantes proyectos porque me alejaban de los míos y mi palabra del año cumplía la función de Pepe Grillo, es decir, como la voz de mi conciencia.

Sabemos que el móvil es lo que más revisamos durante el día y vive pegado a nosotros. ¿Qué te parece si pones como fondo de pantalla esa palabra del año en tu dispositivo? ¿A que es buena idea? Esa palabra no se te olvidará para nada.

Tengo tres propuestas de fondo de pantalla y si quieres utilizarlas en tu móvil puedes hacerlo de forma gratuita. Lo primero que debes hacer es descargar alguna de las imágenes dentro de las opciones disponibles. luego escribe tu palabra del año 2022 y luego sigue los pasos habituales para establecer el fondo de pantalla en tu móvil. Los colores disponibles son: café con leche, recuerdos vintage y pink lady. El enlace para descargar tu fondo de pantalla lo encontrarás aquí.

Ejemplos a modo de inspiración

Aquí te dejo una lista de 21 palabras que te pueden servir para comenzar tu proyecto personal 2022.

ClaridadAtenciónComunicación
EmbudoAvanzarDesconectar
CrecimientoPazAprender
AcciónSerenidadConstruir
LimitarAlegríaDecidir
Buscar Conexión Paciencia
Resiliencia Gratitud Enfocar

También hice un tablero en Pinterest con citas, listas de palabras y frases a modo de inspiración que he encontrado y que nos pueden ayudar para elegir nuestra palabra personal del 2022 y me incluyo, porque aún no tengo definida la mía. Por redes sociales os contaré cuando la tenga. ¿Qué te parece la idea? ¿Habías oído algo sobre la palabra del año? Anímate y ponte a buscar tu palabra 2022 y recuerda que te leo en los comentarios.